El año pasado tuve la suerte de participar en la conversión al “dos punto cerismo” del ya tradicional Día de…